mormon.org Global

¿Existen restricciones raciales con respecto a quiénes pueden unirse a La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días y poseer el sacerdocio?

Respuesta oficial

No hay ninguna restricción por motivos de raza o color para poder unirse a La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días. Tampoco existe restricción alguna por motivos de raza o color para poseer el sacerdocio en La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días.

Una declaración oficial de la Iglesia afirma que “todo varón que sea fiel y digno miembro de la Iglesia puede recibir el santo sacerdocio, con el poder de ejercer su autoridad divina, y disfrutar con sus seres queridos de toda bendición que de él procede, incluso las bendiciones del templo. Por consiguiente, se puede conferir el sacerdocio a todos los varones que sean miembros dignos de la Iglesia sin tomar en consideración ni su raza ni su color”.
(Doctrina y Convenios, Declaración Oficial – 2, 294).

Gordon B. Hinckley, anterior Presidente de la Iglesia, confirmó este principio en sus declaraciones al National Press Club de la Ciudad de Washington: “Creemos en el antiguo adagio que dice que con muchas manos se aligera el trabajo. Tenemos un sacerdocio laico y todo hombre digno puede recibir este sacerdocio”.

  • No, todo hombre digno sin importar la raza, nacionalidad o estatus social puede recibir el Sacerdocio de igual forma, toda persona mujer u hombre a partir de los 8 años de edad pueden recibir el bautismo. Mostrar más

  • no existen restricciones de la raza o el color de piel ni nada de eso para tener el sacerdocio los varones devén de ser dignos de poseerlo guardando los mandamientos de dios y si son dignos de poseerlo se les da el sacerdocio Mostrar más

  • Me encanta esta pregunta, siendo ésta una de las mayores razones por la cual yo no quería unirme a la Iglesia. Todos venimos en diferentes tonos del mismo color que Dios creó, Sus pensamientos no son nuestros pensamientos. Por eso tenemos que confiar en Su palabra escrita y no en el brazo de la carne, no debemos correr más a prisa de lo que Dios nos ha dado fuerzas para correr. La comprensión más profunda proviene de la verdadera intención de saber lo que es verdad. Un hombre de Dios es un hombre de Dios, sin importar lo que la humanidad pueda ver en el exterior. Un don que proviene del Señor se otorga según la dignidad de la persona, y todo lo sagrado se concede a aquellos que son verdaderamente fieles en todas las cosas, sin importar la raza ni el color. Mostrar más

  • No existe ninguna restricción racial, ni de etnias religiosas ni de estilos para poder unirse a la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, ya que para Dios, todos somos sus hijos e hijas y tenemos el mismo privilegio de formar parte de ella. Tampoco existe restricción alguna por motivos de raza o color para poseer el sacerdocio en la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días Mostrar más

  • no, todos somos hijos de Dios, somos de carne y hueso, el tono de piel o rasgos físicos no los hace diferentes, todos tenemos cosas que nos hacen físicamente diferentes, ni los gemelos son 100% iguales, su mente y deseo los hace humanos e iguales antes Dios y todos. son hermanos nuestros, si buscamos en nuestros antepasados llegara todo a un mismo padre y madre. Mostrar más

  • Cualquier persona, no importa su color, su raza, estatus economico y social o su idioma puede ser miembro de esta iglesia, y cualquier varon que este guardando las normas y los mandamientos puede obtener el sacerdocio a la edad de 12 años. Mostrar más

  • No, absolutamente todos son bienvenidos a participar de las bendiciones que el Padre Celestial tiene para nosotros Dios no hace acepción de personas y el hijo de Dios que es Jesucristo tiene extendido su brazo de misericordia invitando a todos a venir a El Mostrar más

  • todo varón que sea fiel y digno miembro de la Iglesia puede recibir el santo sacerdocio, con el poder de ejercer su autoridad divina, y disfrutar con sus seres queridos de toda bendición que de él procede, incluso las bendiciones del templo. Por consiguiente, se puede conferir el sacerdocio a todos los varones que sean miembros dignos de la Iglesia sin tomar en consideración ni su raza ni su color Cuando serví mi misión en Chiapas me di cuenta que no solo se enseñaba a las personas indígenas en su lengua natal sino también se les confería el sacerdocio y se les enseñaba las ordenanzas en su legua pues el evangelio se está extendiendo real mente a todos los extremos de la tierra Mostrar más

  • No hay ninguna restricción por motivos de raza o color, Señor ama a todos su hijos y el bendice la vida de todos, a medida que se esfuercen por vivir el evangelio los varones pueden poseer el sacerdocio y bendecir la vida de las personas, se que es Sacerdocio es un poder real. Mostrar más

  • No. ¿A cierto punto hubieron restricciones? Sí. Cambió en el año 1978 cuando el Señor extendió el sacerdocio de Dios a todo miembro varón digno de la iglesia. ¿Por qué la espera? No sabemos; desde Adán y Eva, Dios a menudo no nos da razones con la revelación. Lo que sabemos: “Nadie que haga comentarios ofensivos en cuanto a las personas de otra raza se puede considerar un verdadero discípulo de Cristo, ni tampoco puede considerar que esté en armonía con las enseñanzas de la Iglesia de Cristo. Reconozcamos que cada uno de nosotros es un hijo o una hija de nuestro Padre Celestial que ama a todos Sus hijos. (Gordon B. Hinckley) Todos tenemos cuentos de donde estuvimos. Estuve en la Argentina, haciendo la misión con un compañero de Hempstead NY, donde 90% de sus vecinos eran personas de color. Otro élder vino de Chicago, donde 60% de sus vecinos eran negros. Una misionera salía con un estudiante afroamericano de BYU. Nos pusimos emocionados, abrazándonos y chillando de gozo. Mi hermana viajaba con los Embajadores Jóvenes de BYU, y se incluyó un artista compañero a quien le pasa a ser persona de color. El director paró los dos autobús de viaje, y recogió a todos al lado del camino para decirles. A ninguno de ellos se le olvidará la unidad que experimentaron ese día. Fue similar a como preveo la resurrección de todos nosotros -- Después de años de la separación, divididos por cualquiera razón, será como si nunca nos separáramos. Me alegro tanto de la revelación continuada. Mostrar más

No hay resultados