mormon.org Global

¿Cuál es la función del esposo y de la esposa en la familia?

Respuesta oficial

Los hijos son una bendición maravillosa. “He aquí, herencia de Jehová son los hijos” (Salmos 127:3).

No es fácil criar a un hijo; de hecho, es una de las responsabilidades más difíciles y exigentes de la vida, pero es de vital importancia, tanto para la sociedad como para el Señor, que seamos buenos padres.

Tanto la madre como el padre desempeñan una función necesaria e importante en la vida de los hijos. La labor de los padres en el hogar será más eficaz si sus prioridades son Dios, el cónyuge y los hijos.

Un hogar seguro, en el que los hijos puedan crecer mental, emocional, física y espiritualmente requiere de la fe y del mejor esfuerzo de unos padres que se afanen juntos (véase ”La Familia: Una Proclamación para el Mundo”).

En un hogar así, los hijos aprenden a amarse y a servirse mutuamente. Aprenden a guardar los mandamientos de Dios y a ser buenos ciudadanos. Tales hogares son una bendición para los hijos y para la sociedad.

  • fue una experiencia maravillosa si igual el quedar limpio de mis pecados y nacer de nuevo en cristo mi redentor y salvador me hace sentir mejor fue una decisión de la cual nuca me arrepentiré de haber tomado gracias a esa decisión mis ojos fuero abierto con una perspectiva del mundo mas amplia y poder de ahí en adelante tomar decisiones en mi vida con mas cuidado sin temor a equivocarme porque ya había aceptado la compañía del espíritu santo para toda mi vida el ser mi guía de ahí en adelante y con esa ayuda podre tomar decisiones correctas Mostrar más

  • como patriarca de mi hogar devo ser un digno poesedor del sacerdocio a poner en practica lo que aprendo del evanjelioy una persona digna de mi padre celestial y ser un buen ejenplo de mi familia Mostrar más

  • El amor de un esposo y una esposa no duran hasta que la muerte los separe, en la Iglesia de Jesucrito de los Santos de los Ultimos Dias es para toda la eternidad con sus hijos Mostrar más

  • El esposo es el responsable de proveer para el hogar y la familia asi como educar a los hijos, para la esposa lo mas importante es la educacion de los hijos, y el estar en casa para ellos, para poder ayudarles, En una ocasion me llamaron para una encuesta de los partidos politicos para preguntarme cual era uno de los problemas que yo consideraba era de los mas graves en Mexico, a lo que respondi la necesidad de las madres en el hogar, la persona encuestadora se vio muy sorprendida por mi respuesta, pero realmente le dije que si hubiese mas madres dedicadas en los hogares nos evitariamos los grandes problemas de delicuencia, drogadiccion, etc. Mostrar más

  • El esposo provee para la familia y la guía con rectitud y cortesía, ayuda a su esposa en las tareas de la casa y se convierten en una sociedad donde los beneficiados son los hijos; la esposa cuida de los niños y les ayuda a conocer las cosas esenciales de la vida; papá y mamá hacen esto hasta que los chicos les toca ir y hacer lo mismo, de esta manera se perpetúa la raza humana y se prepara un ambiente en el hogar muy similar al que tendremos con nuestro Padre celestial. Mostrar más

  • Los hijos son una gran bendición de Dios porque a permitido que como sus hijos podamos ser coparticipes de la procreación. Al entender eso como esposo y esposa podremos velar mejor por los hijos es la responsabilidad de ambos que los hijos lleguen a ser grandes hombres y mujeres que sean el faro que este mundo necesita en estos tiempos. El padre debe asegurar que su familia tenga todo lo que necesite para el sustento ademas del cálido amor constante que necesitan los pequeños, la mamá con sus grandes dones de virtud que todas tienen aunque lo intenten no lo han descubierto enseñar esos buenos principios a sus hijos. Juntos hacen un complemento que logra el propósito divino al que fuimos llamados. Mostrar más

  • Los hijos son una bendición maravillosa. “He aquí, herencia de Jehová son los hijos” (Salmos 127:3). No es fácil criar a un hijo; de hecho, es una de las responsabilidades más difíciles y exigentes de la vida, pero es de vital importancia, tanto para la sociedad como para el Señor, que seamos buenos padres. Tanto la madre como el padre desempeñan una función necesaria e importante en la vida de los hijos. La labor de los padres en el hogar será más eficaz si sus prioridades son Dios, el cónyuge y los hijos. Un hogar seguro, en el que los hijos puedan crecer mental, emocional, física y espiritualmente requiere de la fe y del mejor esfuerzo de unos padres que se afanen juntos (véase”La Familia: Una Proclamación para el Mundo”). En un hogar así, los hijos aprenden a amarse y a servirse mutuamente. Aprenden a guardar los mandamientos de Dios y a ser buenos ciudadanos. Tales hogares son una bendición para los hijos y para la sociedad. Mostrar más

  • De criair a los hijos en rectitud y dentro del evangelio de JESUCRISTO y darles amor para que ellos sean felices. Mostrar más

  • Respuesta oficial de la Iglesia Los hijos son una bendición maravillosa. “He aquí, herencia de Jehová son los hijos” (Salmos 127:3). No es fácil criar a un hijo; de hecho, es una de las responsabilidades más difíciles y exigentes de la vida, pero es de vital importancia, tanto para la sociedad como para el Señor, que seamos buenos padres. Tanto la madre como el padre desempeñan una función necesaria e importante en la vida de los hijos. La labor de los padres en el hogar será más eficaz si sus prioridades son Dios, el cónyuge y los hijos. Un hogar seguro, en el que los hijos puedan crecer mental, emocional, física y espiritualmente requiere de la fe y del mejor esfuerzo de unos padres que se afanen juntos (véase”La Familia: Una Proclamación para el Mundo”). En un hogar así, los hijos aprenden a amarse y a servirse mutuamente. Aprenden a guardar los mandamientos de Dios y a ser buenos ciudadanos. Tales hogares son una bendición para los hijos y para la sociedad. Mostrar más

  • El presidente Gordon B. Hinckley, anterior presidente de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, hizo la siguiente declaración en 1998 sobre la posición de la Iglesia en cuanto al matrimonio plural: “Esta Iglesia no tiene absolutamente nada que ver con la gente que practica la poligamia, ellos no son miembros de esta Iglesia… Si a alguno de nuestros miembros se le sorprende practicando el matrimonio plural, se le excomulga, que es la pena más seria que la Iglesia puede imponer. Los que tal hacen no sólo contravienen directamente la ley civil, sino que quebrantan la ley de esta Iglesia”. El Señor mandó en diversas ocasiones que Su pueblo practicara el matrimonio plural. Por ejemplo, Él dio tal mandamiento a Abraham, Isaac, Jacob, Moisés, David y Salomón (Doctrina y Convenios 132:1). En otros tiempos el Señor ha dado otras instrucciones. En el Libro de "Mormón, " el Señor le dijo al profeta Jacob “Pues entre vosotros ningún hombre tendrá sino una esposa; y concubina no tendrá ninguna… Porque si yo quiero levantar posteridad para mí, dice el Señor de los Ejércitos, lo mandaré a mi pueblo; de lo contrario, mi pueblo obedecerá estas cosas” (Jacob 2:27-30). (Declaración Oficial 1). Mostrar más

No hay resultados