mormon.org Global
Niki: gimnasia, familia, joven, baile, mormona, progreso, Mormón.

Hola soy Niki

Acerca de mí

Soy miembro de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días desde pequeña, me estoy preparando para servir una misión de tiempo completo y estoy muy animada por poder compartir este hermoso Evangelio con personas que, aunque aun no conozco, siento que ya puedo amar. Algunas de las cosas que me gusta hacer es compartir con mi familia y amigos, bailar, cantar y hacer algunos deportes, tales como la gimnasia rítmica y el volleyball.

Por qué soy mormón(a)

Desde pequeña voy a la iglesia, al principio era más que nada porque mis padres me llevaban, podría decirse "rutina" o "tradición", pero con el paso del tiempo comprendí que esta religión es hermosa, hay muchas cosas, bendiciones, milagros, promesas, etcétera que realmente se cumplen, pero eso siempre y cuando pongamos de nuestra parte, ya sea en fe, en actos, en cambios. Como comenté mi "cambio" fue en la etapa de juventud, a partir de los 15 más o menos. Fueron muchas cosas que me hicieron dar cuenta de que el Señor estaba siempre ahí a mi lado aunque yo no me diera cuenta, me di cuenta de que era muy bendecida y entendí que esas bendiciones podían ser más si me esforzaba por ser merecedora de ellas. Sé que este es el Evangelio real de Jesucristo, no dudo de eso, se que fue restaurado por José Smith, sé que la iglesia es dirigida por un Profeta, es que quién se comunica con Dios (las escrituras mismas lo dicen). Sé que Dios tiene un plan perfecto para mí y para todos, sé que gracias a la Expiación de Cristo (parte central de todo este Plan de Felicidad) podemos ser limpios, comprendidos y consolados. Amo leer las escrituras, ya sea la Santa Biblia, el Libro de Mormón u otras escrituras (Doctrina y Convenios, la Perla de Gran Precio, etc.) porque todas ellas testifican de un solo Dios, un solo camino, una sola verdad. Confió en mi Dios, en su amor y misericordia y paciencia infinita para mi, para ti, para todos.

La manera en que vivo mi fe

Mi etapa como joven dentro de la iglesia es la que generó un cambio en mí, trabajar con un libro de metas llamado "Progreso Personal" me ayudo mucho en cada aspecto de esta etapa tan dura y bella a la vez, años en los que queremos aprender, conocer y descubrir cosas nuevas. Gracias a el "Progreso Personal" puedo decir hoy que, aunque muchas veces parezca difícil, ser "distinto" o verdaderos discípulos de Cristo, realmente se puede si tomas la determinación de serlo, he aprendido de que no debemos temer ni dudar del gran poder de Nuestro Creador. Hoy ayudo a jovencitas en esto mismo a trabajar con sus Progresos Personales y a depositar, ante todo, la fe en Cristo y a creer en Él, en sus promesas y bendiciones. También tengo la oportunidad de ser misionera por tiempo parcial, o más bien dicho "Misionera de barrio". En este caso comparto el Evangelio con las personas, me encanta cada oportunidad de hacer esto pues siento la compañía del Espíritu Santo conmigo y siento como el Señor me guía en cada paso, cada palabra, cada pensamiento, cada acto.