mormon.org Global
Fernanda Baquiax: Conversión, Arrepentimiento, Mujeres Jóvenes, Misión, Familia, Estudiante, Mormón.

Hola soy Fernanda Baquiax

Acerca de mí

Soy miembro de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días desde hace 9 años, me gradúe de Maestra de Educación Primaria y ahora serviré una Misión de tiempo completo en Honduras, al regresar estudiare Medicina, llegar a ser un día una gran Doctora para ayudar a las personas.

Por qué soy mormón(a)

Mi papá fue el primero en recibir visita de los misioneros, se bautizo y a los 5 años mi mamá y yo disidimos bautizarnos, soy miembro de la Iglesia porque me hace feliz, se que esta Iglesia es verdadera, que Nuestro Padre Celestial nos ama y desea que volvamos a su presencia como familias, el Libro de mormón es verdadero, porque lo he leído y meditado. El último principio del Evangelio es "Perseverar hasta el fin" no hasta el din del mundo sino hasta el fin de nuestros días, cada día es una nueva oportunidad para mejorar, para ayudar a los que lo necesiten, para dar lo mejor de nosotros en esta obra verdadera y para demostrarle a Nuestro Señor Jesucristo que lo amamos a travéz de nuestros hechos. Si cometemos errores debemos arrepentirnos, Nuestro Salvador en el Getsemaní pago por nuestros pecados y si realmente nos arrepentimos con un corazón quebrantado y espíritu contrito, seremos limpiados, la frase que me ayuda a crecer fue la que pronuncio el Elder Dale G. Renlund "Era yo; mas no soy yo" no hay que ver hacía atrás, mirar hacia adelante con nuevos propositos y metas por cumplir y para ello debemos esforzarnos y sobre todo ser Obedientes al Evangelio de Jesucristo.

Historias personales

¿Por qué los mormones van a una misión?

Servir una Misión es una bendición, para compartir el conocimiento que se tiene del Evangelio a aquellas personas que no lo conocen, a fin de que puedan recibir todas las bendiciones que Él Padre Celestial tiene preparado para ellos.

La manera en que vivo mi fe

Me bautice hace 9 años, y desde entonces mi vida y mi familia ha sido muy bendecida, me encanta participar en la Iglesia, tuve la oportunidad de dirigir a los Jóvenes Adultos Solteros de mi barrio, es tan grandioso servir y ayudarlos, fui secretaria de las Mujeres Jóvenes, me gusta apodar a la Presidencia aportando mis ideas, a las jovencitas a través de mis habilidades tales como manualidades, cartas, etc. Ganamos un concurso de comidas, fue satisfactorio ver que por nuestro esfuerzo podemos realizar grandes cosas.