mormon.org Global
Engie Mejía de Ibáñez: baile, evangelio, Engie, jovenes, niños, peliculas, Mormón.

Hola soy Engie Mejía de Ibáñez

Acerca de mí

Fui sellada con mi esposo en el 2011, me encanta ver películas junto a mi familia de comedia y acción. Me encanta bailar y jugar Foot- Ball! es mi ejercicio favorito! Soy una mujer muy Feliz! siempre trato de ser positiva ante las circunstancias. Aun no he tenido la bendición de ser madre pero sé que pronto la tendré. Estudio la Licenciatura en Química Farmacéutica me encanta mi carrera. Hace poco iniciamos con mi esposo una empresa de Aire Acondicionado, Refrigeración y demás sé que nos irá muy bien! No lo dudo!

Por qué soy mormón(a)

Para mi el ser miembro de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días es la mayor bendición en mi vida, de no ser así, nunca hubiera conocido a mi esposo y menos tener la bendición de poder decir que SE QUE ESTARÉ CON EL POR TODAS LAS ETERNIDADES por que me estoy esforzando de que sea así, el ser miembro de está Iglesia me ha traído grandes pruebas y desafíos pero también he recibido grandes bendiciones al sobrepasarlas. Me siento agradecida con mi Padre Celestial por el poder del Sacerdocio en la Tierra, he vivido milagros gracias a el y a la fe, sé con todo mi corazón que el Profeta y sus Apóstoles son llamados por Dios y que a ellos se les he dada revelación directa de Él. No imagino mi vida sin el Evangelio simplemente no puedo imaginarla. Ha traído gozo a mi vida un gozo eterno y también consuelo. Estoy agradecida por el Libro de Mormón, por el sacrificio de esos profetas antiguos por escribir los sucesos de su vida y las de ese tiempo, para que nosotros ahora podamos conocer más de la vida de Jesucristo y la vida de nuestros antepasados. Amo ser Mormona y soy FELIZ!

La manera en que vivo mi fe

Vivo y predico el Evangelio tratando de dar siempre un buen ejemplo, sé que las acciones muchas veces dicen más que las palabras. Me encanta compartir en actividades con los jóvenes y especialmente con los niños. Me esfuerzo por vestirme de manera modesta, hablar de la manera adecuada, no bebo alcohol, ni fumo, me encanta leer las historias del Libro de Mormón. Realizo actividades que me edifiquen en donde pueda estar en sintonía con El Espíritu Santo.